Roadtrip por Asturias y Lugo


Viajar con otros ojos, desconectar para volver a conectar, viajar sin mapa, perderte y dejarte sorprender. Únete a la Tribu de los Nómadas Rurales, una iniciativa de Ruralka y Volvo.
 
¿Quieres vivir el turismo rural en todo su esplendor? Entonces únete a Volvo y a nuestros Nómadas Rurales en su roadtrip por Lugo y Asturias, un viaje de esos que nunca se olvidan y en el que siempre priman la seguridad y respeto por el medioambiente. Gracias a Volvo y sus coches eléctricos todo ello es posible, no solo viajamos de forma rápida, sino que contamos con la tranquilidad de que nuestro roadtrip no daña el entorno. ¡Es maravilloso!
Nuestra primera parada es el alojamiento Hotel Artiem Asturias, un hotel Ruralka cuya filosofía es el confort, el bienestar y el relax en medio de la naturaleza. Apenas nos instalamos decidimos visitar las preciosas playas de Villaviciosa, relajarnos tras un duro viaje y aprovechar los rayos del sol para absorber vitamina D.
A nuestra vuelta nos espera una cena deliciosa elaborada con productos de proximidad, una forma increíble de probar la verdadera gastronomía asturiana. Después de una noche de descanso en sus cómodas habitaciones y un desayuno al más estilo royal, partimos hacia Gijón, la ciudad más poblada de Asturias y también una de las más famosas. En coche solo se encuentra a apenas diez minutos y con Volvo llegamos en un periquete. ¡Viajar así da gusto!
Gijón es una de las ciudades con más carisma de Asturias, nada más llegar nos perdemos entre sus calles, visitamos sus playas y descubrimos lugares tan bonitos como el Cerro de Santa Catalina y el Elogio del Horizonte. Nos adentramos en barrios tan tradicionales como el de Cimadevilla, un antiguo barrio de pescadores y, además, el más antiguo de la ciudad. El centro de Gijón es el corazón de la ciudad, lleno de vida, terrazas y tiendas es el lugar perfecto para despedir a Gijón y conducir nuestro Volvo a nuestro próximo destino: el alojamiento Finca Portizuelo.
Nuestro viaje de apenas una hora nos lleva a descubrir la costa asturiana y la ciudad de Avilés. Conducir con Volvo es todo un acierto, pues es cómodo, amplio y también eléctrico, un pequeño paso para hacer del turismo mucho más respetuoso con el entorno. Asimismo, Asturias, también conocido como paraíso natural, tiene unos paisajes de esos que debemos cuidar, y es genial contar con marcas que apoyen el respeto por la belleza paisajística y su conservación.
Nuestra segunda parada es Luarca, allí nos espera el alojamiento Ruralka Finca Portizuelo, un hotel en medio de la naturaleza que nos enamoró. Nada más llegar se oye el sonido de las ovejas y los corderos, allí todo proviene de la tierra y este alojamiento comparte con nosotros y con Volvo una filosofía de sostenibilidad, pues toda la estructura y sus amenities han sido escogidos con criterios sostenibles.
Nuestro anfitrión, Daniel, no duda en recomendarnos los mejores lugares para visitar en Luarca y nosotros, gracias a su amabilidad y su increíble hotel, nos sentimos como en casa.
A la mañana siguiente decidimos poner rumbo a nuestro siguiente destino, cogemos la A-8 y en cuarenta y cinco minutos nos plantamos en Araucaria House, un alojamiento de paso maravilloso que nos servirá para llegar a nuestro destino final, Lugo.
Araucaria House es preciosa, su construcción típica gallega y su enorme jardín de estilo francés lleno de árboles frutales te enamorarán. No sol eso, el nombre de este hotel proviene de la gran Araucaria del jardín la cual fue rescatada de un naufragio.
Aquí uno no puede aburrirse pues tienen un montón de actividades como kayak, paseos en velero o rutas a caballo, aunque nosotros preferimos visitar uno de los lugares más imponentes de España, la Playa de las Catedrales. 
 
A nuestra vuelta decidimos descansar en el jardín y recuperar fuerzas para nuestra última parada, Lugo
A la mañana siguiente, ya descansados y tras un desayuno de esos que te recargan las pilas al cien por cien partimos hacia la capital de la provincia, Lugo. Un viaje de una hora y que, como siempre, con Volvo es una maravilla.
Lugo es de esas ciudades que poca gente visita, pero a nosotros nos enamoró. Su muralla romana, la mejor conservada de toda la península y el Imperio Romano, es una visita obligada. Por otra parte, no nos olvidamos de la Catedral, la Plaza Mayor y La Casa do Concello, el edificio más importante de los que están situados en el centro.
Nuestro roadtrip por Asturias y Lugo finaliza aquí. Como siempre, gracias a Volvo y sus coches eléctricos hemos podido disfrutar de un viaje único y maravilloso por la zona norte de España y, sobre todo, hemos viajado respetando cada rincón de la tierra.
Y tú ¿ quieres ser un Nómada Rural?

Regístrate

Descuentos y planes exclusivos para suscriptores.